Arkham Investigator - Casos 1-2

download Arkham Investigator - Casos 1-2

of 57

  • date post

    06-Jul-2018
  • Category

    Documents

  • view

    221
  • download

    0

Embed Size (px)

Transcript of Arkham Investigator - Casos 1-2

  • 8/17/2019 Arkham Investigator - Casos 1-2

    1/57

    UNA PIZCA DE MALDAD 󰀳󰀰 󰁤󰁥 J󰁵󰁮󰁩󰁯 󰁤󰁥 󰀱󰀹󰀲󰀹

    Autor: Hal Eccles raducción: María Robledo, Laura Farnós y Diego López

    Respondiendo ansiosamente al telegrama enviado por tu nuevo mentor, te lanzas a la Bibliote  Miskatonic en Arkham. Hay una brisa cálida veraniega que hace crujir los árboles suavemente y dej la luz del sol se filtre con una luz ligeramente moteada las calles de la ciudad de Massachusetts. Cr rápidamente el cuadrante de la universidad para llegar a la entrada gótica del gran edificio. El Dr. Henry Armitage te recibe en la adornada y pulida puerta de madera de su oficina. Se a

     pesadamente en su bastón, su cara arrugada rota por una sonrisa. “Pues bien, tengo un pequeño problema, interesante para usted para empezar con su educación

    viamente, existe la posibilidad de que los hechos que voy presentarle esta mañana no sean más qu simple delito. Sin embargo, después de mis experiencias del verano pasado, uno nunca puede ser dem

    ado cuidadoso.” - Se estremece visiblemente mientras alude a sus experiencias en la ulcerosa aldDunwich. A continuación, se sienta detrás de su pesado escritorio de roble para exponerte los hech “El Detective Garrison me llamó durante el desayuno esta mañana y por eso le hize venir. Parec

    está perdido, y necesita... ejem... un poco de asistencia especializada. Ayer por la tarde, como es po que ya haya leído en la edición de la mañana, se produjo un disturbio en West High Street. Fue noche bastante agradable, como recordará, el sol favorece a nuestra ciudad por una vez; a las siet calles estaban relativamente llenas. Una mujer joven, bien vestida y con aparentemente buena sal desplomó sobre la acera después de salir del Parque Uptown en un estado de angustia.”   “Una pequeña multitud de curiosos se reunieron rápidamente para ayudar a la pobre joven. Un orden

    del Hospital y su mujer se agacharon para revivirla, y se envió un policía. El ordenanza inmediatam

    notó una creciente mancha carmesí filtrándose por la blusa blanca de la mujer. A medida que la made sangre crecía, se saturó la tela y le cortó la prenda libre con su navaja de bolsillo. En ese mom la naturaleza horrenda de una herida en el pecho de la señora se hizo evidente y derivó en el aum constante del flujo de sangre. Felizmente puedo informar que el desastre fue evitado por su rapid reacción. Una ambulancia llegó a tiempo de llevarla al hospital y han logrado estabilizar su est El bibliotecario hace una pausa para tomar café de una delicada taza, antes de continuar.  “La primera idea del policía fue que se trataba del ataque de un asaltante desconocido. Eso fue

    que la mujer recuperó la conciencia momentáneamente mientras era colocada en la ambulancia repente y sorprendentemente, pronunció sílabas sin sentido diciendo a gritos que los árboles est vivos. Es evidente que el policía forma parte del círculo íntimo de Garrison, y le comunicó el asun

    inmediato a su superior.” “Hay otro hecho que me lleva a concluir la calidad del policía: mientras trataba con la misteri herida señora, también fue lo suficientemente perspicaz como para detectar a un hombre sospe entre la pequeña multitud. El hombre estaba actuando de una manera bastante furtiva, observan

     procedimiento con un curioso desapego. Era alto, de más de seis pies, según el oficial, con un traje m desgastado y llevaba el pelo oscuro despeinado. El policía también fue capaz de discernir una ma distintiva o marca de nacimiento bajo su ojo izquierdo. Cuando el oficial le llamó, el hombre huyó escena con ojos alarmados. Dada su preocupación por la señora, el policía no estaba en condicion

  • 8/17/2019 Arkham Investigator - Casos 1-2

    2/57

    2

     perseguirlo y se limitó a anotar la descripción en su libreta.”   Armitage se sienta de nuevo, con el cuero de la silla crujiendo ligeramente. Junta sus dedos. “La identidad de la mujer y del fugitivo siguen siendo un misterio. Es evidente que se ha producido un

    delito, es nuestro objetivo determinar si hay fuerzas más allá de lo mundano en este trabajo. Será mejor que vaya, sólo deje que los hombres de Garrison se encarguen de la escena del crimen. Pueden llegar a ser muy protectores...” 

  • 8/17/2019 Arkham Investigator - Casos 1-2

    3/57

    Campus district

    C11

    El único hospital de Arkham es una impresionante mole de ladrillo rojo de tres pisos. Armitage

    menciona a menudo a su amigo, el Dr. VincentSutton, como un contacto útil en el hospital, y preguntas de inmediato pora él en la recepción. El serio asistente de administración runce el ceño ante tu solicitud, pero le da el mensaje a Sutton él mismo. El hospital está sorprendentemente brillante y

    limpio, con ligero olor antiséptico y desinectante. El personal de enermería y los médicos, algunos con grupos de estudiantes a remolque, se apresuran

    en una corriente casi constante por el atrio delhospital. Algunos llevan inormes; otros empujan a pacientes en camas o camillas; otros incluso, llevan equipo a las dierentes alas del hospital. Después de esperar, lo que parece una eternidad,

    el Dr. Sutton aparece y te da la bienvenida de una manera desinteresada y proesional. iene cuarenta y tantos años y su cabeza aeitada, parece amplificar el tamaño de sus gruesas gaas de concha. Da un guiño superficial cuando le dices

    el motivo de tu visita.“Por supuesto, Armitage me dijo que le esperase si le requerían de algún asunto extraño.” - Le explicas que estás investigando a la misteriosa mujer que ue llevada al hospital después de su colapso. - “Hmm, sí, he oído hablar de ella. No es mi caso, pero  vayamos a las salas, a ver que podemos averiguar.”

    Sutton consulta brevemente con la recepción y luego te lleva a través de las salas blancas, de aquí para allá entre el tráfico peatonal que llena los

    pasillos. Llega a la sala Seis y recorre una fila de camas, parándose a los pies de una que contiene a una atractiva joven. La mujer está aparentemente durmiendo a pierna suelta, y Sutton levanta el gráfico del extremo de la cama y consulta las notas. “odavía no tenemos su nombre. Aparece anotada

    como Jane Doe. Extraño...” - Mira las notas como si no le gustase lo que está leyendo. - “La herida en su

    pecho era muy prounda y parece que se ha h con una cuchilla muy afilada. La herida atra sus costillas y hay marcas de cuchillo en el p hueso. Cinco de las costillas superiores del izquierdo del pecho se han roto de alguna o El Dr. Bowers, uno de los cirujanos resident recolocado los huesos y la ha suturado. Es c

    si alguien hubiese tratando de quitar un pu o alguna otra cosa de la cavidad del pecho... inusual, pero debería recuperarse.” “Hablando de inusual, Bowers ha tenido

    limpiar una gran cantidad de mucosidad de pardusco de origen desconocido del interior propia herida. ¡El interior del pecho de esta j estaba cubierto de esa materia! Bowers e muestras al laboratorio, que se han remitid Biblioteca de la Universidad, pero nunca han

    nada igual.” Mientras Sutton está hablando, llega

    enermera para asegurarse de que la mujer dor está cómoda y para administrarle una inyec an pronto como retira la aguja de su brazo comienza a agitarse en su cama. Sutton no p preocupado y acaricia a la enermera en el hom “No se preocupe, es algo para ayuda

    mantenerse tranquila. Pasará pronto.” Los desiguales y orzados movimiento

    parecen disminuir durante varios min y luego la mujer se queda quieta. Ento sorprendentemente, sus ojos se abren de y emite un grito desgarrador. Sutton pide a y la mujer comienza a desproticar, con la corriéndole por la barbilla... “Sólo en Bayriar..... Pero no, no allí. ¿Po

    caminan los árboles... Edward? ¿Dónde es Edward? ¿Por qué está pasando esto? ¡Los ár tienen ojos!” Parece en un estado de delirio, sus ojos vidr

    y distantes, mientras continúa con sus gr “¡Edward, se suponía que nos encontraríam el Bell! ¿Por qué estamos aquí? ¡Edward! ¡D Edward, detente! ¡Basta!” - En este punto S interviene y coge a la mujer por los hom hablándole con una voz tranquila y relajante

  • 8/17/2019 Arkham Investigator - Casos 1-2

    4/57

    Después de unos minutos sus movimientos se  vuelven lentos y finalmente se desliza de nuevo en un descanso tranquilo.  “Realmente ha pasado un infierno” - dice Sutton

    - “Siento que haya tenido que ver eso. La herida se curará bien con el tiempo. Sin embargo, como

    ha visto de primera mano, hay algunas cicatrices que están más allá de la capacidad de nuestros escalpelos y puntos de sutura.” Parece que has averiguado todo lo que podías del

    buen doctor y te dispones a marcharte. Al salir, Sutton sale detrás tuyo. “Se recogieron sus eectos para ser examinados

    por la policía. Creo que se hizo cargo el criminólogo, el Sr. Corbett. Por avor, hágamelo saber si descubre quién es ella.”

    C17

    Encuentras a la proesora Leonore Robinson en su escritorio en su oficina en el campus universitario. La pequeña y atlética mujer salta de su asiento para darte la bienvenida. iene aspecto joven, no parece tener mucho más de treinta años, y lleva el pelo recogido en un moño apretado. No pierdes el tiempo explicando lo que te ha llevado a hablar con ella. “¿Encontró mi tarjeta en el cementerio?” - Parece

    un poco incrédula, hasta que algo salta en su mente. - “Espere... Sí,